Alejandro Menéndez: «Estamos en ese ramillete de equipos que luchan por la salvación»

Alejandro Menéndez reconoce que tras los buenos resultados obtenidos en las últimas jornadas, el equipo disfruta ahora de una tranquilidad en el trabajo y mentalmente para conseguir el objetivo de aquí a final de temporada

El equipo se iguala al reste en la clasificación: «Es una semana de mucha ilusión, mentalmente de pensar todos que podemos y hemos dado un paso muy importante. También hay que tener los pies en el suelo y seguir trabajando en forma de mucha humildad, dosis de esfuerzo y atención, sobre todo de continuidad».

Todos disponibles para viajar a Oviedo: «Salvo Ortuño que es duda. Tiene una prueba a mediodía, nos darán el resultado y si fuera negativo viajaría. Ha trabajado en casa».

 

Tras conseguir 10 de 12 puntos ha cambiado todo el entorno del equipo: «El entorno ha cambiado mucho. Sobre todo para los futbolistas. Tenemos más confianza y cada día, desde una buena defensa se van viendo más cosas y nos ayudar ir construyendo ser mejores. La base de todo esto son los resultados. Está muy claro, el trabajo es duro, constante y había que trabajar en ese déficit. Estábamos muy descolgados y había un equipo al que no le estaban saliendo las cosas. Todos sabemos los tres meses que han pasado los futbolistas sin esos resultados. Se ha podido dar ese paso y ahora mismo estamos en ese ramillete de equipos que luchan por la salvación y podemos vernos fuera y salir del descenso a la última jornada».

Quiere ir paso a paso: «La forma de expresarlo es mirar lo más próximo. Si miramos de aquí al final se hace muy cuesta arriba para todos. Prefiero no ponerme en esa tesitura de qué puntos se necesitarán. Entendemos que con los puntos que están haciendo los de arriba, se necesitarán alguno menos pero quiero pensar en el día a día y semana a semana».

Encontró un entorno ‘feroz’ a su llegada: «He visto un equipo muy bajo y las críticas a los jugadores les han hecho daño. Mentalmente a la hora de trabajar se hace duro. El equipo ha sabido salir de esa situación que fue dura. Hasta esta semana al equipo no le ayudaba nada. Seguramente con público la presión hubiera sido mejor, pero el día del Málaga hubiera empujado un poco más y a lo mejor se hubiera ganado. También es cierto que hay mucha afición que nos han ido a despedir al hotel, como el último día. Hay afición positiva, pero siempre hay más ruido en lo negativo».

Regresa a su tierra: «Siempre es especial volver. He ido muchas veces tanto a Oviedo como a Gijón y siempre recibes más mensajes, ves caras conocidas. Ganar en tu tierra se hace especial. Al final lo más importante es afrontar un partido muy difícil, va a ser un pulso grande y no sabemos como va a estar el terreno de juego. El Oviedo es un equipo muy competitivo, físico, rocoso, un equipo que a base de mucho trabajo y esfuerzo donde creo que su forma de actuar ha salido de momentos malos. Están en un momento donde quieren ir para arriba. Hay que hacer muchas cosas bien para sumar, debemos ser muy compactos».

Especial atención a las jugadas a balón parado: «El balón parado, sobre todo en Segunda División es determinante. Tener intención, una buena estrategia, es un salvavidas. Un gol a balón parado es casi medio partido».

En el final del mercado hay jugadores que pueden salir y viajarán con el equipo: «Con profesionalidad y compromiso. Siempre les digo a los jugadores que hay que ser profesionales. No es solo entrenar, jugar y competir. Hay que ser hombres, tener madurez y si hay algún jugador que tiene la posibilidad de salir, que la hay, no va a dudar en trabajar fuerte y después de mañana a otro tema. El compromiso tiene que ser total y estoy convencido de que lo van a hacer».

Karim Azamoun cuenta con una oferta de Francia: «Reconozco que se puede producir, pero todavía faltan cosas. Estoy al tanto. Chema Núñez también está con la opción de salir».

A pesar de lo que pueda parecer el equipo no está debilitado en defensa: «Los últimos resultados muy justos, ha dado la sensación de peligro en los últimos minutos. Si añadimos la misma dosis en la otra portería, los rivales han sufrido más porque les hemos generado más ocasiones. Ocasión además con construcción, no ha sido a la desesperada. Así nos ha generado alguna situación de hacer gol, no creo que sea porque tengamos debilidad defensiva. Son situaciones de agobio, donde el rival va con todo arriba y se genera un balón donde no hay un despeje o hay un córner, situaciones de los últimos cinco minutos».

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.