Maikel Mesa: «Seguramente estaremos un punto por encima del resto por todo lo que hemos trabajado en casa»

El Albacete Balompié ha comenzado una nueva semana de entrenamientos en la Ciudad Deportiva Andrés Iniesta y lo ha hecho inaugurando la fase 3 del protocolo de La Liga donde grupos de hasta 10 jugadores pueden coincidir a la vez sobre el cesped.

En este sentido, Lucas Alcaraz ha tirado de cantera llamando a cuatro chicos más del Atlético Albacete como son el meta Nacho Córdoba, y los jugadores de campo Víctor Segura, Abdoul y Toni Cuenca.

 

Otro de los protagonistas, el canario Maikel Mesa ha hablado al término del entrenamiento afirmando que la entrada en esta nueva dinámica de entrenamientos ha sido «muy especial. Uno no concibe el fútbol sin sus compañeros, les echaba de menos. La semana pasada ya empezamos a trabajar de forma individual y echa de menos hacer una pared, encontrarte con un compañero o hacer una posición. Faltaba ese punto de normalidad. Ha sido algo novedoso y teníamos ganas. Una experiencia nueva otra vez para nosotros».

Confiesa que el tiempo de espera en casa, entrenando en solitario y solamente el físico ha sido duro, sobretodo porque nunca habían estado tanto tiempo sin tener contacto con el balón, «se hacía difícil tener en la cabeza si íbamos a competir y no tener la fecha en mente. En verano que son vacaciones se hace largo, el periodo que hemos vivido ahora es mucho más difícil. Estamos viviendo una situación nueva para todos y difícil mundialmente. Estamos ahora más cerca. Que entrenemos en grupos es un paso adelante y significa que las cosas van mejor. Tenemos ganas de competir porque estamos para eso».

Ha sido duro en la parcela psicológica pero también en la física, donde Alberto Piernas, preparador físico del conjunto manchego, ha realizado un trabajo a conciencia para tener a los jugadores en las mejores condiciones cuando se produzca la vuelta a los terrenos de juego. Desvela Maikel algo importante y es que comparándose con algunos otros equipos, el Albacete podría estar un punto por encima en cuando al físico se refiere, «psicológicamente ha sido difícil para todo el mundo. Si seguimos castigándonos con lo que hemos vivido, haríamos mal. Hay que mirar para delante, ver que hemos pasado una situación difícil pero que estamos volviendo a la nueva normalidad, intentando hacer las cosas bien, con calma, con precauciones. Toca pensar en positivo y dar pasos adelante. A nivel físico, dos meses ‘parados’ no se hacen fáciles, pero tenemos que dar las gracias a los preparadores físicos. Hablas con gente de otros equipos, ves que están trabajando y ves lo que has trabajado tu y sabes que seguramente has estado por encima de los demás. Había días duros porque tenías muchos trabajo y a base de esfuerzo hemos hecho un trabajo espectacular. Han estado todos los días machacando encima nuestro y hay que darles las gracias. Seguramente no vamos a llegar en el mejor nivel, pero sí un puntito por encima del resto por todo lo que hemos hecho. Espero que se vea reflejado cuando empecemos a jugar».

Como ya se ha podido ver este pasado fin de semana con el inicio de la Bundesliga, jugar sin público será una sensación extraña a la que habrá que acostumbrarse. Algo que exigirá concentración y fortaleza mental a los jugadores, «se hará raro. Estamos todos acostumbrados a jugar con público, sentirte valorado en casa y tenso fuera. Vivimos una situación nueva, y esta será otra prueba de ver de lo que somos capaces. Hay que estar concentrado al cien por cien. He visto este fin de semana partidos de Alemania y se daban fallos de concentración que igual con público no se suelen dar. Se iguala todo mucho más. Si antes estaba todo igualado, una de las cosas que podía decantar la balanza era jugar fuera o en casa. Ahora no está el público que te pueda ayudar y todo tiene que ser estar fuertes mentalmente y concentrados».

Otra de las cosas que se han podido observar ha sido las extrañas y frías celebraciones de los goles. Algo a lo que, sin duda, también habrá que acostumbrarse, «celebrar los goles y contenerte es muy difícil. El gol es la mayor liberación del fútbol. A veces haces cosas que no sabes ni porque las hiciste. Va a ser difícil pero ojalá tengamos que contenernos mucho, significará que marcamos muchos goles. Se celebrarán a distancia, pero seguramente nos hará muy feliz».

Todavía no hay una fecha fijada para retomar el calendario, el Albacete podría hacerlo ante el Almería, en el Carlos Belmonte, partido que quedó suspendido en su día, aunque también podría adelantarse al resto y jugar los segundos 45 minutos que restan del encuentro ante el Rayo Vallecano, «todos desde el primer día trabajamos con la mente puesta en que llegue el día. Hoy estamos más cerca, hemos dado un paso adelante al trabajar de manera grupal. Tenemos ganas de conocer el calendario y saber que día empieza a rodar. Estamos con ganas y en la cabeza, nuestra meta es empezar contra el Almería el partido que se paró y si tenemos antes el partido del Rayo empezaremos antes que el resto. Sin tener todavía fecha fija pensamos en la vuelta a la competición».

En lo personal, Mesa se encuentra deseoso de volver y poder demostrar por qué está en Albacete y ayudar al equipo a conseguir su objetivo esta temporada, «estoy con ganas de ayudar al equipo a conseguir el objetivo. Es momento de ir todos a una a conseguir la salvación, muy importante. Quiero demostrar que he venido para ser un jugador importante».

«Se tiene que ver al mejor Maikel Mesa. Las circunstancias se han dado de una forma extraña. Llegué y lo jugué todo. Luego tuve una pequeña lesión que me frenó y cuando todo estaba para volver otra vez se paró la competición por el coronavirus. Estoy al cien por cien y tengo ganas de demostrar por qué he venido aquí y ayudar al equipo», concluía.

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.