Zozulia: «No quiero tener en mi equipo o estadio a gente que defiende la violencia o el racismo, no soy nazi»

El jugador del Albacete, Roman Zozulia, ha convocado una rueda de prensa para aclarar su situación y defenderse de los insultos y calificativos de los últimos días. El ucraniano ha explicado durante cerca de una hora el apoyo que presta a su país, no dudo en ir analizando las fotos que circulan por redes y que se están utilizando para vincularle con ideología fascista, y contestó todas las preguntas que le planteó la prensa

«Buenas tardes a todos, lo primero que quiero decir es que yo Roman Zozulia, no quiero tener en mi equipo o estadio a gente que defiende la violencia o el racismo. No soy nazi». Así de rotunda arrancaba la comparecencia del delantero del Albacete en la sala de prensa del Carlos Belmonte. Zozulia ha querido dar la cara ante la situación vivida en los últimos días y lo cierto es que el ucraniano demuestra que no tiene nada que esconder.

Zozulia considera que era necesario esta comparecencia para «aclarar de una vez por todas los puntos que quiero comentar». Lo primero que hizo fue explicar que tiene un fondo en su país, del que es cofundador «cuando empezó la guerra en mi país no teníamos ejercito. Las personas que pudieron se convocaron e intentaron ayudar al ejercito en lo que podían. Por ejemplo, médicos o profesores».

«Como patriota de mi país hice un fondo del ‘ejercito del pueblo’ que simplemente ayuda al ejercito. Quiero explicar que es lo que hace mi fondo y a qué se dedica».

«Ayudar a mi país, ser patriota, no es ningún delito»

«Este fondo forma parte de un movimiento civil voluntario para que todas las personas que quieran colaborar, lo puedan hacer. Lo primero a lo que se dedica nuestro fondo es a salvar vidas. Nuestro fondo nunca jamás compró armas, ni ningún utensilio para el combate. Solo ha comprado equipamientos técnicos para salvar vidas».

«Con nuestro fondo, mis compañeros, amigos y yo, nos hemos dedicado a comprar ambulancias, víveres como comida o ropa. Y considero que ayudar a mi país, ser patriota, no es ningún delito».

Zozulia continuaba narrando que «cuando visitas un hospital y ves a gente herida o enferma, o por la noche escuchas continuamente las ambulancias, sufres y por eso estoy en esta asociación».

«Sabemos que la guerra es algo horrible y como compatriota he querido ayudar a mi país. Nuestra asociación también ayuda a hospitales, con enfermos de cáncer y niños con esta enfermedad, ayudamos comprando medicinas. He contado muy poco sobre lo que hacemos, podría hablar mucho más de lo que hace nuestra asociación».

Tras estas palabras, Zozulia retrocedía en el tiempo indicando que quería volver atrás, en concreto 3 años a cuando fichó por el Rayo Vallecano. «Cuando firmé el contrato con el Rayo y fui a su sede en Madrid, ellos dijeron que no querían que jugara en su equipo porque soy nazi. Pregunté ¿por qué no puedo jugar aquí? Y me dijeron que era fascista y no querían que jugara ahí. Ese fue el primer día que me dijeron que era fascista».

«Como todas sabéis, mi mejor amigo personal es Bela. Me da igual su color y nacionalidad, somos todos iguales».

«Pregunté porqué me llamaban así, y me dijeron que porque ayudo al ejercito de mi país, y ellos me indicaron que seis personas de su afición estaban combatiendo en el otro extremo de la guerra, por el otro país». «De ahí empezó todo. Las personas que combaten en el otro ejercito lo hacen por dinero».

Posteriormente aparecieron las fotos que se han podido ver y desde ese momento Zozulia indica que «primero me llamaron fascista y luego nazi. Así fueron nuestras conversaciones con los aficionados del Rayo».

«Quería hablar con ellos y explicarme. Me dijeron que no querían hablar conmigo y que sabían todo porque hay seis personas combatiendo en el otro extremo en Donbass y ellos lo saben todo».

El delantero continuaba subrayando que «me llamaron fascista, nazi y hace poco racista. Como todas sabéis, mi mejor amigo personal es Bela. Me da igual su color y nacionalidad, somos todos iguales».

«Podéis preguntar a todos mis compañeros de trabajo de mis equipos. Jamás he tenido ningún detalle despreciable hacia ninguna persona. La persona que me acuso de ser nazi, me acusó de que llevo tatuajes en mi cuerpo. Puedo enseñaros que no tengo nada en mi cuerpo. Mis compañeros pueden dar fe, ellos me ven todos los días».

2 Comments

  1. Pingback: El motivo de las explicaciones de Zozulia: "Quiero cortar todo esto" – Aúpa Alba

  2. Pingback: Las imágenes de la rueda de prensa de Roman Zozulia – Aúpa Alba

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.