Con respecto a la ida: Mallorca 2-0 Albacete

Partido malo del Alba y debut con victoria de Gálvez como enternador bermellón

Partido para olvidar en la memoria de la afición manchega. El equipo albaceteño fue incapaz de poner en apuros a un Mallorca, donde debutaba un nuevo entrenador, el ex jugador Pepe Gálvez, con el que consiguió derrotar por dos goles a cero.

La primera mitad no pasará a los anales de la historia por su fútbol. El Mallorca tuvo unos acercamientos peligrosos con Brandon y Bianchi como hombres más incisivos. Sus dos ocasiones serían bien solventadas por el guardameta blanco Juan Carlos. Y es que poco más se pudo ver sobre el césped del Iberostar Estadio, salvo una ocasión del de Villamalea por el Alba, aunque llamar ocasión a un medio disparo de César Díaz a centro de Córcoles podría excederse.

Y nada más empezar, a los cinco minutos, nos la lió un viejo conocido, nuestro ex jugador Moutinho (aún no entiendo como dejamos escapar a este jugador). Pues bien, nuestro ex se internó en el área, regateó a Paredes y lo derribó cometiendo penalti, encargándose de transformarlo Bianchi y lo hizo como se deben de tirar los penaltis, arriba y ajustado al palo. Entonces es cuando llegó el monólogo de Brandon, la perla de la cantera mallorquinista, dispuso de hasta dos ocasiones para haber hecho el dos a cero, fue un quebradero de cabeza para la zaga manchega. Su gol llegó de la forma más simple, la defensa bermellona despejó un balón que dejó sólo a Brandon que encaró a Juan Carlos, lo regateó y marcó a placer.

El Albacete ofreció aquella tarde uno de sus peores partidos como visitante de la temporada, y mira si era difícil, pero lo consiguió con creces. Daban ganas de irse del campo, apagar el televisor o la radio dada la imagen que estaba dando el equipo blanco, para olvidar.

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.