Juan Carlos lo tiene claro: «Hay que morir con las botas puestas»

El guardameta dio el susto en el entrenamiento al recibir un pisotón de su compañero Rubén Cruz

Durante el entrenamiento matinal de hoy, el portero titular del equipo, Juan Carlos, ha encendido las alarmas, se retiraba del mismo por un pisotón de su compañero Rubén Cruz, aunque al termino del mismo explicaba que no revertía mayor seriedad, «ha sido un pisotón de Rubén Cruz, pero se queda en eso y nada más».

El Albacete solo piensa en saltar el próximo domingo al Martínez Valero y conseguir los tres puntos y en ello está, no pueden detenerse en lamentaciones, «no hay tiempo para lamentase ni disfrutar de nada, estamos para ganar los máximos partidos porque sino nos iremos a Segunda B».

El equipo podría tener varias bajas, además de los sacionados. Para Juan Carlos, esto no es excusa y los que salgan deberán pelear al máximo, «todos somos importantes, las bajas no ayudan, pero los que están disponibles saldrán a muerte y no hay que poner excusas de nada. Somos los que somos y vamos a la guerra con los disponibles, confío en todos los que hay».

Y es que aunque todavía quedan por delante siete jornadas, una derrota el domingo podría ser casi definitiva, «no sería matemático, pero sería un paso atrás grande. Debemos dar el  cien por cien, aunque llevamos haciéndolo varias semanas. El domingo es una final».

El portero mallorquín, pasó por las filas del conjunto ilicitano, donde además coincidió con César Ferrando en el banquillo, una experiencia que dice, le hizo crecer, «a nivel personal, fue uno de los pasos más importantes de mi carrera, crecí en Villarreal y era una burbuja porque es un ejemplo de club. Por desgracia el fútbol no es lo que hay allí, no es la realidad del fútbol, me tocó salir y ver el día a día del fútbol. Mi estancia en Elche fue un año muy bueno, me curtí muchísimo, aprendí muchas cosas y creo que ahí dí un paso al frente a nivel personal, tengo unos recuerdos muy bonitos aunque el año no acabase de la mejor manera».

Comentaba además que el actual Elche es «un equipo con gente buena, experimentada en la categoría, con un buen entrenador. Un club que viene de pasarlo mal pero la gente está muy volcada con ellos, son exigentes».

Uno de los mayores peligros del equipo franjiverde, es sin duda el ‘pichichi de la categoría, Sergio León, que acumula veinte dianas en lo que va de competición, «Sergio está haciendo un año muy bueno, los números son los que son. No hemos hablado mucho aún del Elche, tenemos el máximo respeto, pero sin tener temor a nadie. Va a ser un partido disputado porque ellos se están jugando cosas por arriba. Hay que tener en cuenta a bastante gente porque tienen futbolistas con calidad».

Juan Carlos, siempre claro quiso dejar claro algo que el vestuario quiere decirle a la afición, «a la afición hay que darle las gracias porque se están portando muy bien. Queremos decirles que desde el vestuario que la gente está unida, quiere y no se rinde. Si hubiese un vestuario roto y dividido estaríamos ya en Segunda B, pero no es así. Esta gente va a sufrir hasta el final por el bien del Albacete, hay que morir con las botas puestas».

Por último, terminaba su comparecencia volviendo a dejar clara que las aspiraciones por la permanencia del Albacete, pasan sin duda por ganar en Elche, «si queremos ganar hay que dar un paso más, si nos queremos salvar, ya no hay más balas que quemar».

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.