Una mala primera vuelta que de momento es suficiente

Acaba la primera mitad del campeonato en la Liga Adelante y el Albacete, a pesar de sus malos resultados en las últimas jornadas, está cumpliendo el objetivo y se mantiene fuera del descenso. Los blancos ocupan la posición 17 con 23 puntos, es decir, tres por encima de los puestos de quema a Segunda B 

Tras el choque ante el Numancia, finalizaba la primera vuelta del Albacete y los blancos lo hacen con una nota de suficiente, rozando el suspenso. Le damos un aprobado muy raspado, ya que los de Luis César Sampedro cumplen el objetivo de momento y posiblemente por deméritos de los rivales de abajo, han logrado terminar el ecuador de la Liga en puestos de salvación.

El Alba está en la posición 17 de la tabla. Suma 23 puntos merced a: seis victorias, cinco empates y diez derrotas. Los blancos están tres puntos por encima del descenso a Segunda B, y de momento perderían la categoría: Bilbao Athletic, Llagostera, Almería y Mallorca. Los cuatro han perdido en esta última jornada de la primera vuelta, igual que cayó derrotado el Albacete el sábado por 0-2 ante el Numancia.

El Alba, de los últimos 10 partidos, ha ganado tres, ha empatado dos y perdió en cinco ocasiones. Llegó a estar en mitad de la tabla, cerca del play off, pero finaliza la mitad del campeonato fuera del descenso por los pelos. El triunfo de hace dos semanas ante el colista en el minuto 93, sacaba a los de Sampedro de la zona de quema, y no han vuelto a entrar, por los deméritos de sus rivales directos.

En la previa antes de recibir al Numancia, indicamos que se necesitaban los tres puntos para aprobar en la primera vuelta. El Alba habría terminado con 26, pero se perdió el partido y por tanto, se suspendía. Ese suspenso ha quedado en un suficiente raspado, pues los 23 puntos, de momento, dejan a los blancos en el puesto 17 y si hoy acabara la Liga, el Alba se mantendría.

Eso sí, el equipo ha ido de más a menos con el paso de las jornadas. Comenzó la Liga con muchas dudas. Como visitante no se sumaban victorias, pero la imagen no era mala. Se luchaban los partidos, se creaban ocasiones y por momentos se lograba ser mejor que el rival. En casa el Albacete ganaba y dejaba escapar pocos puntos, algo que en las últimas jornadas no pasa.

Los blancos eran un equipo que marcaba goles con cierta facilidad, pero la pólvora se fue mojando y en las últimas jornadas, los goles se cuentan con los dedos de una mano. Si a eso, sumamos los problemas defensivos, estos hacen de los de Sampedro, uno de los conjuntos que encajan con mayor facilidad. Los 28 goles que han recibido los blancos, pesan como una losa. Cuesta demasiado dejar la portería a cero y eso en Segunda se paga.

El Albacete tiene plantilla para estar más arriba, pero de momento, ni técnicos, ni jugadores, lo están demostrando. Mucho tendrán que cambiar las cosas si los albaceteños quieren salvarse con más tranquilidad que la campaña anterior, pues de nuevo están obligados a realizar una segunda vuelta brillante.

El domingo arranca una apasionante segunda vuelta en el Carlos Belmonte ante el Nástic, veremos si el Albacete vuelve de una vez a su mejor versión o por contra, los blancos muestran de nuevo su cara mala, algo a lo que se están acostumbrando los aficionados y que esperemos que tenga una solución temprana.

Repetimos, el Alba por el momento está cumpliendo los objetivos, pero debe mejorar, pues tiene capacidad y margen de sobra para conseguirlo. Por cierto, la campaña pasado los blancos terminaban la primera vuelta con 18 puntos y últimos en la tabla. Eso ya se ha mejorado, pero no sirve de escusa. 

You must be logged in to post a comment Login

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.